Se busca echadero


Por favor, estimados lectores, ayuden a estos pobres servidores públicos a no caer en la misma soberbia que ha hundido al Partido Popular en La Palma, no vaya a ser que se empiece peor que lo que ya hay. ¡Ojalá me equivoque!


Estos días todos nos andamos preguntando qué pasará con la alcaldía de Los Llanos. El reino de Lady Noelia se ha quedado sin monarca y ella anda llora que te llora por los rincones de palacio intentando asimilar el topetazo de realidad y asumiendo que ahora mismo es una simple mortal.

Pero no suframos más de la cuenta por nuestra heroína, porque se dice, se huele, se rumorea que Lady Noelia, Noelia, Noelia (Ay, Nino Bravo, ¡qué hombre!) acabará en un echadero fuera de su amado Valle. Al parecer, se baraja su nombre para convertirla en una mujer de Estado, algo así como lo que hicieron con Anselmo Pestana, otro gran tesoro de nuestra política insular, cuando perdió el Cabildo.

Podemos dormir tranquilos entonces porque ya tenemos colocada a Noelia, pero ahora, lo que verdaderamente me inquieta es dónde acabará el séquito que acompañaba a la reina. Me quita el sueño, por ejemplo, no saber qué hará nuestra Charo, (aunque no haya concurrido en las últimas elecciones la preocupación me puede) esa concejal de cultura tan de izquierdas ella, pero con una capacidad de sacrificio tal que no le importaba trabajar para la derecha y aplaudir a su jefa hasta con las orejas. Pero cualquier sacrificio es poco si se hace por el bien de la cultura, por La Palma, por los palmeros, ¿verdad, Charo?


Y como tengo un corazón que no me cabe en el pecho, me preocupo también hasta por los nuevos concejales, esos que a penas acaban de ser elegidos y ya andan repartiendo cargos, esos que hablan de gestionar áreas al golpe de ofertas del Hiperdino.

Doña Rosita

Te ha gustado? Comparte la noticia en tus Redes!!